Tal vez te sorprendas con la propuesta de hoy, pero aunque no lo creas, el changurro es un plato muy rico y nutritivo para los niños. Y aunque pueda parecer por el aspecto que no gustará a los chavales, nuestra experiencia nos dice todo lo contrario, ¡les encanta!

Además, esta exquisitez para el paladar tiene otra ventaja, y es que es muy fácil de cocinar. ¿Qué quiere decir esto? Que lo podéis preparar en familia y que los chicos participen en la elaboración del plato. No hay nada como que ellos se esfuercen para aprender valiosas lecciones de vida y que después disfruten de esta delicatessen espectacular.

Descarga la guía de nutrición infantil: ¡con menú semanal equilibrado para tus hijos, e ideas de recetas divertidas!

 

¿Qué es el changurro?

El changurro es un rico y sencillo plato popular vasco elaborado con centollo cocido, desmenuzado y servido en su caparazón. La carne del centollo es considerada una auténtica delicatesen para los amantes del marisco.

El centollo es un crustáceo de la familia de los cangrejos, que al ser un alimento de origen animal, nos aporta proteínas de alto valor biológico. Además, al provenir del mar, tiene un aporte interesante de mineral yodo. Éste es muy importante, ya que es fundamental en la síntesis de hormonas tiroideas, esencial en la regulación de nuestro metabolismo y en el de los más pequeños. Asimismo, facilita el crecimiento y mejora la agilidad mental.

¡Prepara un exquisito changurro para toda la familia!

 

Ingredientes del Changurro

Vamos a ver qué necesitas para preparar un exquisito plato de changurro para toda la familia. Verás que son productos muy fáciles de conseguir y comprar en cualquier supermercado o tienda. ¡Vamos con ello!

  • 1 centollo vivo (500g-1kg)
  • ½ cebolla
  • 1 chorrito vino albariño  
  • 350g de sal aprox.
  • tostaditas de pan integral

 

Preparación del changurro

  1. En una olla alta añadimos 5 litros de agua, y por cada litro de agua, 70g de sal, para que se asemeje a la saturación salina del agua de mar. Ponemos el centollo a cocer en el agua fría y con sal hasta que rompa a hervir. A partir de ahí, contamos unos 17 minutos de cocción.
  2. Una vez cocido el centollo, lo abrimos, limpiamos y vaciamos el cuerpo. Partimos las patas para obtener la carne (la más buena) y la juntamos con el resto de carne del caparazón. Mezclamos con un tenedor toda la carne y sus corales (si es hembra), y reservamos dentro del caparazón.
  3. Cortamos a daditos muy pequeños la cebolla, rociamos con un chorrito de vino y la incorporamos mezclándola muy bien con la carne dentro del caparazón.
  4. El changurro ya lo tenemos listo para servir junto con unas tostaditas de pan integral.

changurro

 

A comer changurro todos

Como podrás comprobar, cocinar el changurro es realmente sencillo. Luego, el resultado es espectacular, ya que se asemeja a una especie de ensaladilla que se puede untar en tostadas y comer de esta forma tan sencilla. Y ahí precisamente es donde radica su ventaja, ya que es tan simple como apetitoso.

Los niños, por norma general, suelen tener predilección por los fritos como las croquetas o las patatas fritas. Fuera de eso, les puede gustar la pasta, las hamburguesas, las pizzas… Es decir, comida que a no ser que sea preparada en casa y con productos de calidad, no son nada loables para su salud. Sin embargo, el changurro tiene muchas propiedades beneficiosas para el chico, por lo que es importante que pruebe este tipo de platos.

Así pues, si el changurro por sí solo no es del gusto del chico, siempre podemos combinarlo con otros alimentos. De hecho, ahí radica una de sus ventajas en la alimentación infantil. En cualquier trozo de pan puedes untar este rico plato y añadirle palitos de cangrejo, por ejemplo. Sin duda será una combinación excelente muy del agrado del niño.

No obstante, es muy recomendable que acostumbres a tu niño desde bien pronto a comer de todo. Si aprende los valores de la buena cocina, disfrutará mucho más cuando salgáis a un restaurante, tendrá una dieta más variada y nutritiva y, en definitiva, su salud estará mucho más equilibrada.

Y ahora, no esperes más. Cocina en tu casa un rico changurro y disfrutadlo después en familia. Diversión y nutrición a partes iguales. ¿Alguien da más?

CTA ebook nutricion footer