¿Asustada por la que se te viene encima cuando tu hijo termine la lactancia exclusiva? ¿Preocupada por cómo introducir en un puré o una crema todo lo que tu bebé necesita? ¡Lógico! Se lo has visto hacer siempre a tu madre, quizás también a tus amigas y te preocupa saber hacerlo bien, pero atenta, porque voy a hablarte de una manera con la que tu hijo empezará a comer todo tipo de alimentos sin que suponga un trabajo extra para ti.

¿Cuándo empiezan los niños a comer sólido?

Me imagino que ya sabes que la OMS recomienda la lactancia exclusiva tanto si es materna como si es artificial hasta los 6 meses de edad y luego, que esta sea complementada hasta el año con alimentos sólidos.

Es en el punto de los 6 meses cuando podríamos plantearnos que el puré quede relegado para cuando lo coma toda la familia y que ellos se acostumbren desde el principio a comer en trocitos.

 

¿Qué es el baby led weaning?

Sencillamente es dejar que los niños empiecen a probar alimentos sólidos explorando la comida en trozos y no en forma de purés o cremas.Si estás planteándote ponerlo en práctica, ten en cuenta estos 9 aspectos:

Confía en su capacidad innata

El principal obstáculo que te vas a encontrar es la desconfianza por parte de los adultos (incluidas nosotras mismas) de que ellos sean capaces de hacerlo. Es posible que toda tu familia se eche las manos a la cabeza, pero si lo vas haciendo de una manera tranquila, convencida de la capacidad de tu hijo e informándote con pediatras que estén a favor de este tipo de alimentación o con otro tipo de especialistas que te puedan aconsejar en caso de tener dudas, lo vas a poder llevar a cabo.

El niño ha de estar sentado

Es muy importante que el niño pueda mantenerse sentado en su trona o encima de tus piernas a la hora de comer. En caso de que todavía no lo haya logrado no te preocupes y retrasa el baby led weaning un par de semanas

¿Muestra interés por la comida?

La transición de la lactancia a la introducción de otros alimentos no necesita ser algo tajante. Se trata de que un día introduzcas algo, al siguiente pruebes con otro alimento, pero siempre que al niño le apetezca. En este momento se trata de captar su atención. Hay niños que incluso antes de los seis meses ya quieren probar frutas y no hay ningún problema por hacerlo, aunque dadas las recomendaciones de 6 meses de lactancia exclusiva, eres tú quien debe valorarlo.

Introducción de alimentos organizada

Revisa las recomendaciones de introducción de alimentos para que el proceso sea seguro. Estas van a ser igual que las que se siguen cuando se tritura en puré la comida del niño. Atención porque varían mucho de unos países a otros. También ocurre que lo que antes no se les daba hasta cierto mes, las nuevas corrientes de pediatría lo pueden cambiar.

¿Pero cuánto le doy?

Aquí está el miedo de muchas madres al baby led weaning: los niños van a comer menos cantidad que cuando comen triturado. ¿Te imaginas una merienda para un niño de 8 meses que constará de una manzana, un plátano y cuatro fresas? Sería casi imposible que se la comiera en su forma sólida, pero sí triturado. Por mucho que sea lo que se ha estado haciendo por tantos años, no es necesario que coma tanto (ni un adulto), por eso te hablé de lo importante que era la confianza e información en lo que estás haciendo.

Cocina de manera natural

Empieza con trozos grandes de fruta. Te recomiendo que su verdura esté cocinada al vapor (recomendación que te haría también para la tuya) no pongas sal e intenta que desde el principio se acostumbre a que los cereales que tome sean integrales. Por cierto, ¿sabías que no es necesario comprar cereales en polvo para los niños? Hierve cereales enteros hasta que estén blanditos y dárselos machacados. Los cereales en polvo son el típico producto que nos han hecho considerar necesario cuando la alternativa natural existe, va a estar menos procesada y es más económica.

¿Pero no se va a atragantar?

Es fundamental que no dejes a tu hijo comer a solas durante los primeros meses. Aunque los niños tienen un instinto natural para expulsar productos que se les estén atragantando, es verdad que esa posibilidad existe tanto en niños como en adultos, así es que estemos siempre muy atentos.

Todos mis hijos han practicado el Baby led weaning y nunca he tenido ningún problema de atragantamiento salvo en una ocasión que a uno de ellos le di mijo (el tamaño del coral fue una mala elección por mi parte)

Adiós, limpieza y orden

Comer en trozos y con las manos, supone que tu cocina va a estar más sucia mientras ellos estén comiendo. Pero no pienses que cuando se come en puré esto no puede pasar porque también ocurre. Poco a poco va mejorando, créeme es parte de su aprendizaje. ¡Resiste! Acabará siendo un beneficio también para ti.

¡A disfrutar!

Cuando salgas de casa con él, vayas a reuniones familiares o te pille su hora de comer por la calle, de verdad apreciarás el haber elegido esta opción para tu hijo. Es una maravilla incorporarle de manera tan natural a nuestra mesa.

CTA ebook nutricion footer